Brand Management, how valuable in the Digital Age?

Probablemente la presentación más atrevida que he hecho nunca. Hace unas semanas en ESCP Europe.


Gran respuesta en Twitter del Ayuntamiento de Madrid / Manuela Carmena

Quienes me conocen saben que no comulgo precisamente con las ideas de Podemos o Ahora Madrid. Yo soy más bien liberal (de los de verdad, no de los que fanfarronean de ello por razones políticas). Pero al César lo que es del César, y aquí os cuento una experiencia muy positiva que he tenido recientemente con el Ayuntamiento de Madrid en Twitter.

Hace unos días, tras recoger de la guardería con mi hijo Leo de 2 años y 3 meses de edad, decido volver andando a casa en lugar del habitual coche. Al llegar desde el Paseo de la Habana hasta el de la Castellana, Leo sale corriendo y en un suspiro se asoma por el hueco de una barandilla de un túnel de entrada a Azca. Le agarro en un milisegundo pero la verdad es que si Leo hubiera tropezado o perdido el equilibrio se podría haber caído al vacío con consecuencias probablemente fatales. Os podéis imaginar el susto que me pegué. No es normal que en una vía de peatones haya huecos tan grandes y peligrosos desde donde un crío se pueda caer al vacío, o pero aún, al tráfico rodado. De hecho creo recordar que algún túnel del mismo complejo, pero el el lado de Azca, tiene una malla metálica recubriéndolo.

Ayer volvía pasar por aquel lugar que tan malos recuerdos me trae y no pude dejar de pensar que eso le podría pasar a otro niño, pero no con la suerte (o habilidad motora) de Leo. Así que paré mi vehículo y tomé unas fotos que Twitteé etiquetando a Manuela Carmena, al concejal del distrito de Chamartin, y a la Junta de Distrito de Chamartín.

Manuela Carmena (o quizá su equipo, pero para el caso es lo mismo) me contestó en apenas 7 minutos redirigiendo mi petición al servicio correspondiente del Ayuntamiento. En 2 horas (y eso que eran ya las 10 de la noche) ya habían registrado la incidencia (con número de seguimiento incluido), sin yo haber rellenado ni un formulario. Y también el concejal de distrito se dio por enterado al marcar como favorito mi Tweet.

Mis respetos y mi agradecimiento ante la gente que innova. La innovación está en los detalles, y esta historia que aquí comparto está llena de muchos y buenos detalles. Estos son los Tweets correspondientes:

 


Incident with lactating baby at the Mobile World Congress #Marina2Congress

2-3-2016

Thanks for your support and sharing! 6 days ago we published the original post in Spanish and to date we’ve gotten 110.000 visitors, 18.000 Facebook shares, and we were Twitter trending topic in Spain, twice. 75% of our traffic comes from Facebook; 80% Mobile. GSMA, MWC’s organizer, has not made an statement yet. Now it’s time to go Global!

 

— English translation of the original post—

(Thanks Dr. Carmela Baeza for translating)

This morning I have been kicked out of the Mobile World Congress in Barcelona. The reason? I was sitting on a bench near the entrance with my daughter, Marina, a 5-month-old lactating baby, while her mother was visiting the Congress. That is all. There was no other reason that could justify my being forced to leave. They were not actually asking me to leave, they were kicking Marina out. Here is a picture of the terrible offender moments before the incident:

marina2

Surprisingly, I was not really inside the Congress, but on a bench in the street, near the entrance to it. Exactly here:

congreso

To my understanding, that is the street and as a citizen I should be able to sit there freely, with Marina.

Here is the complete story: I was meeting a client in Barcelona while my wife, duly accredited and in possession of a valid entrance ticket, tried to access the Congress with our lactating daughter.

For those of you who might not know, lactating means that the baby needs her mother to eat (breastfeed), which usually occurs every three or four hours and therefore restricts the time that mother can be away from her child.

The organizers deny my wife entrance into the Congress saying that children are not allowed. My wife explains that this is a breastfed baby, that she will not run around nor cry, and that she is not bringing the child to the Congress out of whim but out of a need to reconcile her family life and her professional life. Their answer to this was “entering a baby to a Congress is not professional”.

Insert: Esther, my wife, is the Partnerships and Strategies Director at a Business Intelligence and Big Data Spanish company, whose clients include several companies from the Ibex (Spanish large cap index) as well as, for example, more than 40 Coca Cola subsidiaries from all around the globe. My wife has two bachelor degrees, an MBA from the University of Columbia (NY) and has worked in multinational corporations like Accenture, JP Morgan, or McKinsey&Co. Lately she gets calls from headhunters a couple of times per month. This is my wife’s professional side, which, according to the MWC organizers is equal to nothing in the face of that horrible act of trying to access the Congress with our 5 month old baby. Please, how totally not professional!!!

After the untactful approach by the Congress representatives, my wife phones me and we agree that as soon as I finish my meeting I will meet her and stay outside with our baby, Marina, so she can go into the Congress. And so it goes. Esther accecesses the building on her own and I go for a walk with Marina, until I decide to sit on one of the entrance benches. I cross a security line (duly accredited, I had an entrance too) which was laid out by the fountain you see in the image. At first, a member of the organization hails me and tells me, in English, that I cannot go in with the baby. I promise him that I am not going to enter the building (which would require going through the actual entrance control), that I am just going to sit on the bench. So he lets me enter and sit on the bench just as I had promised to do.

After 10 minutes of sitting on the bench, answering emails from my cell phone while Marina sleeps peacefully, a woman from the organization (I intuited she was a boss) comes and asks me, in English, to get up and leave because I cannot be there with a baby. I ask her if I am bothering anyone and she angrily snaps back at me “I repeat, kindly, you must leave this place.” I tell her I am on the street and what authority does she have to kick me out of there. Visibly angry, she insists two or three more times that she is “asking me kindly” to leave, which is actually a veiled threat, since there must be “not-nice” ways to get me off the bench. You can imagine.

At this point I had two options: refuse to leave and put up a passive resistance protest, like Rosa Parks or El Langui, or just leave. Since I do not relish conflicts and was not very keen on seeing myself depicted on the next day’s papers being dragged away, held arms and legs by four gorillas, while a fifth pushed my baby’s stroller, I opted for the second option and peacefully left. True, had I stayed, the dragging-away images would have gone viral on social media which would have made the organization plead for forgiveness and rectify. It would have been good proof, albeit violent, of the power of mobile technology to put some reason into, precisely, the world congress of mobiles. It would have been hard to justify to sponsors, participants and public opinion the reasons for such retrograde and discriminatory policy of admission.

The Congress’ attitude differs radically from other experiences my wife and I have had in similar situations. When, two years ago, we travelled with our son Leo, at that time a two-month-old baby, to Colombia, Avianca could not have been more accommodating towards us, being specially careful that the trip was comfortable for mother and baby. And likewise the organization of the congress I was attending there. Same as when we travelled to New York three months ago, with Air Europa. Another example is Campus Madrid, by Google, where they have not only a breastfeeding room but also organizes events for entrepreneur mothers . Even the 4YFN, twin congress to MWC, let us in with the baby yesterday, though after receiving three denials: one from the ticket guy at the entrance, another from the entrance supervisor and another from the woman at the help desk. We were finally admitted by a manager after we voiced our protests; he kindly waved us in and even offered Esther the use of the VIP premise to breastfeed Marina. What I liked most about this man, whose name was Esteban, was the way he told us we could enter. He said: “Sometimes in life we have to be guided by common sense and not just by the rules. Come in.”

I hope the Congress organizers, the Fira de Barcelona, Barcelona city council, the Catalan Region, the Spanish Government, the defendant of the people, and sponsors such as Accenture, Android, Asus, Blackberry, Cisco, Citi, Daimler, Dell, Ernst&Young, Garmin, Google, GoPro, Hitachi, Huawei, intel, Juniper, Lenovo, Paypal, Samsung, STC, Shazam, Softonic, Ubuntu, Adobe, IBM, CaixaBank, McCann, PWC, Twitter, Visa, Telefónica, Sabadell, Mazda, Lavazza, Estrella Damm, Campus Madrid, Havas, Yoigo, or LinkedIn read this story and push for rectification of the admission policies for breastfed babies at next year’s congress. What happened today is not the only case. My friend Juan Carlos Viota, who by the way won the 2010 Google mobile app world contest , has told me today via Facebook that the same thing happened to him when he tried to enter with a baby a few years ago. Maybe that is why good old Viota has gone to San Francisco this week, instead of attending the Congress.

If nothing is done now, it will happen again next year.

#Marina2Congress

Update:

There were more cases:

LactApp, a Mobile App for lactating moms, present at MWC, contacted me. They told me they had discovered that the Congress had a lactating room. But during the days of the congress they did not see any breastfeeding mom or lactant baby around. Since 101.000 attended the Congress, what are the odds? They posted about that, labeling the picture that follows as “The least useful lactating room in the World”

LactApp-MWC16-fail

Incidente con bebé lactante en el Mobile World Congress #MarinaEntraAlCongreso

English translation (Thanks Dr. Carmela Baeza for translating)

29-2-2016

Gracias! Hemos superado los 110.000 visitantes a este post (el MWC fue visitado por 101.000). El post ha sido Twitter Trending Topic en España 2 veces, y ha sido compartido más de 18.000 veces en Facebook. 75% de nuestro tráfico viene de Facebook. 80% de los que nos leen lo hacen desde el móvil. Y tenemos 161 comentarios al final del post.

Hoy Fira de Barcelona se ha puesto en contacto con nosotros muy amablemente y nos están pidiendo más info para investigar los hechos. Respecto al organizador del evento, GSMA, el sábado la RRPP del congreso, Claire Cranton, pidió a Hipertextual que me dieran su email para que yo la escriba. Yo contesté con mi email y telf. Es GSMA quien tiene que contactarme, y no yo a ellos. Si 8 personas de su organización nos han dicho que no puede entrar un lactante, intuyo que es política del GSMA, y por tanto no creo que sean ellos a quien tenga que dirigirme, sino a las autoridades y a la opinión pública.

— POST ORIGINAL–

Esta mañana me han echado del Mobile World Congress de Barcelona. ¿La Razón? Estaba sentado en un banco de la entrada cuidando a mi hija Marina, un bebé lactante de 5 meses, mientras su madre aprovechaba para visitar el congreso. Eso es todo. No hubo ningún otro hecho accesorio que pudiera justificar que me echaran. En realidad no me echaban a mi, echaban a Marina. Esta es la foto de la temible sospechosa momentos antes del incidente:

 

marina2

Lo más curioso de todo es que yo no estaba realmente en el congreso, sino en un banco en la calle, justo en la fachada del congreso. Concretamente aquí:

congreso

 

A mi entender eso es la calle y como ciudadano debería poder estar sentado allí libremente.

Esta es la historia completa: Yo estaba reunido con un cliente en Barcelona mientras mi mujer intentaba entrar en el congreso, debidamente acreditada y con entrada en regla, con nuestra hija lactante.

Para quien no lo sepa, lactante significa que el bebé necesita a su madre para comer (darle el pecho), lo que habitualmente ocurre cada 3-4 horas y por tanto restringe mucho la capacidad de movimientos de la sufrida madre.

La organización niega la entrada a mi esposa diciendo que está prohibida la entrada de niños. Mi mujer alega que más que un niño es un bebé lactante, que no se mueve ni llora, y que no lo lleva al congreso por capricho, sino por necesidad de conciliar su vida profesional y familiar. A esto que le responden, literalmente, que “entrar un bebé en el congreso es muy poco profesional“.

Inciso: Esther, mi esposa, es Directora de Estrategia y Partnerships de una empresa española de Business Intelligence y Big Data que cuenta como clientes a varias empresas del Ibex así como por ejemplo a más de 40 filiales de Coca-Cola por todo el planeta. Mi mujer cuenta con dos carreras, un MBA por la universidad de Columbia en Nueva York, y ha trabajado en multinacionales como Accenture, JP Morgan, o McKinsey&Co. Y además últimamente le llaman HeadHunters un par de veces por mes. Esa es mi mujer en el ámbito profesional, que según la organización del MWC se queda en nada ante el terrible hecho de querer entrar al congreso con su bebé de 5 meses de edad. ¡¡Qué falta de profesionalidad por favor!!

Tras la poco sensible respuesta por parte de los representantes del congreso, mi mujer me telefonea y quedamos en que tan pronto acabe mi reunión, voy para el congreso y me quedo con nuestra bebé, Marina, para que Esther pueda entrar. Y así hacemos. Así que Esther accede al congreso y yo me quedo paseando a Marina por la calle hasta que decido ir a sentarme en los bancos de la entrada. Para ello cruzo, debidamente acreditado (yo también tenía entrada), un cordón de seguridad que se situaba a la altura del estanque que veis en la foto. En un principio un miembro de la organización me da el alto y me dice, en inglés, que no puedo entrar con el bebé. Le prometo que sólo voy a sentarme en el banco y que no entraré en el edificio, donde por cierto hay otro control para ya entrar de verdad en el congreso. Así que me deja entrar y procedo a sentarme en el banco tal y como le prometí.

Tras 10 minutos sentado en el banco, contestando emails desde mi móvil mientras Marina dormía plácidamente, se aproxima una mujer perteneciente a la organización (intuyo que una jefa) y me pide, en inglés, que me levante y me vaya porque no puedo estar allí con el bebé. Le pregunto que a quien molesto y me contesta de mal tono: “le repito, amablemente, que debe abandonar este lugar”. Le contesto que estoy en la calle y que qué autoridad tiene ella para echarme de allí. Visiblemente enfadada me vuelve a insistir 2 ó 3 veces que me lo está pidiendo “amablemente”, lo cual es claramente una amenaza velada: existen otras formas “menos amables” de levantarme del banco. Os podéis imaginar.

En ese momento yo tenía dos opciones: negarme y hacer una protesta de resistencia pasiva a lo Rosa Parks o El Langui, o irme sin más. Como no me gusta el conflicto, y no me apetecía ver mañana una foto mía en el periódico con cuatro gorilas llevándome en volandas, agarrado de brazos y piernas, mientras un quinto maneja el carrito de mi hija hasta la salida, me decanté por la segunda opción y me fui pacíficamente. Es cierto que si me hubiera resistido probablemente ahora todo esto estaría circulando viralmente en Redes Sociales, lo que habría llevado a que la organización pidiera excusas y rectificara. Hubiera sido una buena lección, aunque algo violenta, del poder de la tecnología móvil para hacer entrar en razón precisamente al congreso mundial en móviles. Hubiera sido difícil de explicar a patrocinadores y asistentes al congreso, así como a la opinión pública, el por qué de la tan retrógrada y discriminatoria política de admisiones.

La actitud del congreso contrasta mucho con otras experiencias que Esther y yo hemos tenido en situaciones similares. Cuando hace 2 años viajamos con mi hijo Leo, en aquel entonces un bebé de 2 meses, a Colombia, Avianca se deshizo en atenciones para que nuestro viaje fuera cómodo, especialmente para bebé y madre. Y los organizadores del congreso al que fui, lo mismo. También sucedió igual cuando viajamos a Nueva York hace 3 meses, esta vez con Air Europa. Otro ejemplo es Campus Madrid, de Google, donde tienen desde sala para lactantes hasta eventos para madres emprendedoras. Incluso el 4YFN, el congreso paralelo al MWC, nos permitió entrar ayer con el bebé tras negarnoslo 3 veces: el revisor de la entrada, la supervisora de la entrada, y la encargada del help desk. Fue un jefe el que salió a recibirnos tras nuestras quejas, y muy amablemente, nos permitió la entrada e incluso nos ofreció una zona VIP para que Esther pudiera dar de mamar a Marina. Lo que más me gustó de este tipo, cuyo nombre no recuerdo, pero era alto, castaño y hablaba castellano con acento catalán, fue la manera de comunicarnos que podíamos entrar. Nos dijo: “Hay veces en la vida que más que seguir las reglas hay que guiarse por el sentido común. Pasad“.

Espero que los organizadores del congreso, la Fira de Barcelona, el Ajuntament de Barcelona, la Generalitat, el Gobierno, el defensor del pueblo, y marcas patrocinadoras como Accenture, Android, Asus, Blackberry, Cisco, Citi, Daimler, Dell, Ernst&Young, Garmin, Google, GoPro, Hitachi, Huawei, intel, Juniper, Lenovo, Paypal, Samsung, STC, Shazam, Softonic, Ubuntu, Adobe, IBM, CaixaBank, McCann, PWC, Twitter, Visa, Telefónica, Sabadell, Mazda, Lavazza, Estrella Damm, Campus Madrid, Havas, Yoigo, o LinkedIn lean esta historia y consigan hacer rectificar la política de admisión de bebés lactantes de cara al congreso del año que viene. Lo de hoy no es un caso aislado. Mi amigo Juan Carlos Viota, quien por cierto ganó el concurso mundial de aplicaciones móviles de Google en 2010, me ha comentado hoy en Facebook que a él le pasó lo mismo hace unos años cuando intentó pasar con un bebé. Quizá por esa razón el bueno de Viota ha pasado esta semana en San Francisco, en vez de asistiendo al congreso en Barcelona.

Si no se actúa ahora el año que viene volverá a suceder lo mismo.

#MarinaEntraAlCongreso

Actualización al post::

Mi esposa me dice que el nombre de la persona que nos permitió entrar a 4YFN es Esteban. Gracias Esteban!

Hubo más madres con bebés que se quedaron fuera, como Caroline Ragot

Me quedo a cuadros al saber que el congreso tenía una sección especial para mujeres y hasta una sala de lactancia dentro, que supongo que no la habrá utilizado nadie. Gracias LactApp por este post.

Ahora que lo pienso, las cámaras de seguridad han tenido que grabar toda la escena. Si me lee alguien del Ajuntament o de la Fira, que busque alrededor de las 13:30.

Gracias a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, por RT el post, y a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, por habernos FAV también. Nota: en un principio pensé que nos había twiteado la alcaldesa de Barcelona pero me confundí: era un RT de otra persona sobre un Tweet de la alcaldesa sobre la entrada del bebé de la diputada bescansa al congreso, pero de los diputados. Siento la confusión.

Algún patrocinador ha mostrado su rechazo al hecho (enlaces a tweets de apoyo): Gracias Lavazza y Banco Sabadell por estar a la altura.

 

 

Seguir leyendo Incidente con bebé lactante en el Mobile World Congress #MarinaEntraAlCongreso

Partnerships con marcas digitales

El pasado 5 de Febrero fui invitado por ESCP Europe para hablar de marcas en la era digital. Subiré la presentación pronto, pero adelanto que uno de los aspectos que destaqué es que las marcas de empresas digitales tienen tan buena imagen que han comenzado a comercializar su imagen de marca, como si se tratase de estrellas de fútbol. En el fondo, este tipo de acuerdos son un intercambio de atributos de marca por notoriedad.

4 ejemplos de este tipo de partnership entre marcas tradicionales y marcas digitales:

American AirlinesUber

American Airlines-Uber

 

 

AxaBlaBlaCarAXA-BlaBlaCar

 

 

Evo Bancoairbnb

EVO-airbnb

 

 

OpenbankSpotify

Openbank-Spotify

 

Prensa. Tiempo Vs Gasto publicitario

Estoy leyendo el último informe anual de tendencias online de Kleiner Perkins Caufield & Byers. Si eres el propietario de un periódico, el cuadro número 16 no puede dejarte indiferente:

Ver y descargar informe: http://www.kpcb.com/internet-trends

Carta abierta al Excelentísimo Sr. Ministro de Educación, Cultura, y Deporte, acerca del Real Decreto-Ley 5/2015, de 30 de abril, de medidas urgentes en relación con la comercialización de los derechos de explotación de contenidos audiovisuales de las competiciones de fútbol profesional

Excelentísimo Sr. Ministro de Educación, Cultura, y Deporte, D. José Ignacio Wert Ortega,

Con ánimo constructivo, y teniendo exclusivamente el bien común como objetivo, me dispongo a hacerle una sugerencia acerca del Real Decreto-Ley 5/2015, de 30 de abril, de medidas urgentes en relación con la comercialización de los derechos de explotación de contenidos audiovisuales de las competiciones de fútbol profesional.

Como Ud. bien sabe, dicho Decreto tiene por objeto regular la venta de derechos audiovisuales del fútbol profesional español, y en él se obliga a los clubs a agregar sus derechos para que la liga o la federación -según el tipo de competición- los comercialice de forma conjunta. Así pues, los clubs dejan de poder comercializar directamente los derechos que generan, tal y como sucedía hasta ahora. Seguir leyendo Carta abierta al Excelentísimo Sr. Ministro de Educación, Cultura, y Deporte, acerca del Real Decreto-Ley 5/2015, de 30 de abril, de medidas urgentes en relación con la comercialización de los derechos de explotación de contenidos audiovisuales de las competiciones de fútbol profesional

Guudjob en Pastelerías Mallorca

Tengo el placer de ser asesor y pequeño inversor de Guudjob, una galardonada App (mejor App de España en 2014) que permite la valoración de servicios personales, y el feedback al profesional. Conozco a Bernardo Montero desde hace unos 5 años, y me ha demostrado ser un tipo muy inteligente, creativo y trabajador. Me parece que tiene entre manos un gran proyecto que no tardará en despegar, aunque no hay que impacientarse.

Tras un primer piloto en la Gabinoteca, ahora Guudjob llega a los 14 establecimientos de Pastelería Mallorca.

Guudjob

New technology is changing business models in the Tourism sector

I co-authored this article on Digital Transformation in the Tourism industry, for publishing in Mauritius.

New technology is changing business models in the Tourism sector

Nowadays technology is all about convergence, about making different technologies work together for a business goal. For the last decade, a number of technologies have emerged and, most importantly, have combined -and are still combining- among them to form an increasingly powerful ecosystem. Some trends like social technologies, mobile smart devices, high-speed connectivity (4G, WiFi offloading, etc.), big data, Internet of things, smart cities, or micro-geolocation (<10 m), are creating a huge room for innovation, which must be tackled by incumbent touristic companies should they want to remain competitive, and survive in the medium-term.

Tourism is an especially susceptible industry to this new ecosystem. Tourism is Seguir leyendo New technology is changing business models in the Tourism sector

“Pasteleo” en la web del Real Madrid

Hace 5 años, entrevistando a unos 100 candidatos para 2 plazas en el departamento que dirigía en el Real Madrid (Estrategia Online) incluí en la entrevista la adivinanza del pastel y los tres cortes. Unos días después recibí esta dura crítica del Diario As, en la que hablaban del “pasteleo en la web del Real Madrid”.

Por aquel entonces yo no estaba acostumbrado a la perversa relación entre la prensa deportiva y los clubs de fútbol, y aquella reseña me dejó un poco preocupado la verdad. Aunque afortunadamente no hubo más episodios como aquel y tuve cierta tranquilidad respecto a la prensa.

Hoy el Diario Expansión señala que esa es precisamente una de las preguntas que las empresas punteras en tecnología (Apple, Google, Facebook, etc) hacen a sus candidatos. Mira por donde…

expansion_facebook_twitter_google

El Talento lo es todo en la nueva economía. Hay managers que prefieren rodearse de gente que les adula y les da la razón, y otros que preferimos centrarnos en construir los mejores equipos posibles, y motivarlos. Quizá por eso aquellas 2 personas que seleccioné trabajan ahora en Google y Twitter, y no en prensa deportiva. 🙂

Football: 10 Rules of the Business

Mi presentación en la Universidad Estatal de Moscú (Escuela de negocios Lomonosov), del pasado jueves.